La Sub 20 Argentina, al mundial por la ventana. La crisis estructural del futbol argentino.

El Seleccionado Argentino Sub 20 logró ayer un agónico pasaje al mundial de la categoría que se disputará en Corea del Sur del 20 de mayo al 11 de junio de este año. Tras Ganarle 2 a 0 a Venezuela, resultado que no le alcanzaba, el milagro se produjo cuando Brasil en segundo turno no le pudo ganar a Colombia ante la atenta mirada del plantel argentino que festejó en un palco. La verdeamarela se quedo afuera de la cita mundialista, confirmando que no solo Argentina pasa por un pésimo momento a nivel estructural.

El festejo de la sub 20 del futbol argentino en el palco

Hablando del torneo en general, la participación del conjunto dirigido por Claudio Úbeda no fue para nada buena. Dentro de lo poco destacable, la entrega de los pibes argentinos que pelearon cada partido hasta el final y no se dieron nunca por vencidos, mostrando algo de carácter. Entre los jugadores, solo Brian Mansilla tuvo una participación destacada a lo largo del torneo. Podríamos sumar a Lautaro Martínez pero por los goles importantes mas que por el juego. Como puntos negativos, el equipo careció de un estilo, no tuvo prácticamente juego asociado y solo se vio en la cancha empuje y corridas individuales. No le voy a caer a estos pibes, que mas bien son las victimas de años de desidia de la dirigencia argentina. A Úbeda le cabe la responsabilidad de no haber podido imprimirle un sello al equipo, un estilo. Lo que se vio de Argentina en el Sudamericano fue, como dijimos, puros arrebatos individuales y poca idea de juego. Pero la máxima responsabilidad la cargo contra la dirigencia del futbol argentino, tanto a nivel futbolístico como organizativo. Y no solo hablo de la responsabilidad de este mal Campeonato Sudamericano, ya hablo en general de la realidad del futbol argentino.

Uno de los grandes problemas que tenemos es que no existe un proyecto de seleccionados nacionales. Sencillamente no existe. Es real que tal vez en otras épocas hemos tenido equipos mundialistas sub 20 con Maradona, Ramón Díaz, Riquelme, Aimar, Cambiasso, D’alessandro, Maxi Rodríguez, Pipi Romagnoli, Saviola, Messi o Agüero. Pero si ahora no hay jugadores de esa talla, también es en parte porque no los formamos. No voy a decir que esos jugadores son lo que son por la formación, el talento es natural, pero la formación tiene cierta incidencia y hoy en el futbol argentino del ganar como sea la formación está dejada de lado. No hay planificación y la responsabilidad de todo esto no es ni de los jugadores ni de los entrenadores. Es de los dirigentes. En todo caso si los entrenadores no hacen un trabajo profundo de planeación y proyección en los juveniles, la culpa también es de los dirigentes que los eligieron.

Maradona y Messi sub 20

Como muestra de la desorganización actual del futbol argentino, en cuanto a selecciones, tenemos la novela que se armó cuando hubo que ir a los Juego Olímpicos y no teníamos jugadores. Todo terminó con la renuncia del Tata Martino, y una eliminación en primera ronda luego. Otra muestra, el circo que hicieron para elegir a el entrenador de la sub 20: llamaron a una presentación de proyectos, se presentaron mas de 40, y terminaron eligiendo a uno que no había presentado nada. Párrafo aparte y mas alla de las selecciones nacionales, los clubes están quebrados (vaya uno a saber a donde va la plata), la AFA está descabezada desde la muerte del monarca Julio I, y una serie de episodios tragicómicos como el papelón en las elecciones con igual cantidad de votos, la intervención de la FIFA, torneos que cambian de formato una vez tras otra, escándalos como los audios que se conocieron esta semana, o el futuro incierto en cuanto a la fecha de comienzo del los torneos. A nivel dirigencial, a nivel estructural, lo que esta pasando en el futbol argentino es una vergüenza y las consecuencias las vamos a sufrir en el plano futbolístico. La ausencia de un proyecto futbolístico estructural la vamos a terminar pagando muy caro. Hoy nos salva (y los salva) Messi. Cuando se retire Messi nos va a empezar a costar ir a los mundiales. Los otros equipos evolucionan y nosotros seguimos creyendo que porque sacamos algunos cracks somos los mejores. Y no alcanza solo con tener un par de cracks, hay que formar equipos, hay que hacer proyectos. No alcanza con tener buenas individualidades. Lo que viene pasando hace unos años con los juveniles es una luz de alerta a la que los dirigentes no le están prestando atención, están demasiado entretenidos con el reparto de la torta y del vacío de poder que dejó el monarca.

La metáfora que utilizó hace poco Raúl Gámez, y que también en su momento uso Rodolfo D’Onofrio, si bien es violenta, es una realidad. Los cambios, para que sean verdaderos, tienen que ser drásticos, profundos, de raíz, y violentos. Dijeron “hay que poner una bomba en la AFA”. Es la realidad. Hay que barrer con todo y empezar todo de nuevo. Sacar a la inmensa mayoría de los actuales dirigentes que son unos oportunistas que no quieren al futbol, no aman este deporte, porque si lo amaran, no podrían estar haciendo esto. Lo están destruyendo. Necesitamos que los ex jugadores y entrenadores tomen las riendas del futbol argentino. Los jugadores son el futbol, no los dirigentes. Esto no quita que haya jugadores oportunistas, pero el margen se reduciría considerablemente si al mando se encontraran ex jugadores que amen y entiendan de futbol. Necesitamos que gente del futbol se ponga a la cabeza de un proyecto futbolístico nacional, armar una secretaria de futbol nacional integrada por tipos como Menotti, Valdano, Cappa, Latorre, que le den una identidad al futbol argentino, que tomen decisiones estrictamente de estructura y planeamiento futbolístico. Hoy nuestra identidad es tirar a la cancha a un par de individualidades y punto, no hay nada mas. No alcanza con eso, mas allá de que tengamos grandes jugadores. Estamos involucionando y con esta mezcla de desastre dirigencial y ausencia de proyecto futbolístico el panorama no es para nada bueno.

Así estamos. Por este camino, el futbol argentino se muere y el día que se retire Messi, no vamos más a un mundial.

Nicolás Varela para Centrojás

© 2017, www.centrojas.com. Todos los derechos reservados. Nos encanta compartir nuestro contenido: si copias algo de este blog, cita la fuente con un enlace completo a nuestro sitio y pon la cuenta de Twitter del autor si existiese. Si lo haces de otra manera te dedicaremos un post.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.