Goleada del Barcelona 6 – PSG 1 – crónica y análisis

En la noche catalana de ayer, el Barcelona consiguió el pase a cuartos de final de la Liga de Campeones de Europa con una remontada histórica. Tras perder 4 a 0 de visitante, goleó 6 a 1 al Paris Saint Germain en el Camp Nou y así le regaló a los amantes del fútbol una pieza única que quedará para el recuerdo, anotando los últimos tres goles que necesitaba desde el minuto 88 al 95.

Locura Barcelona

El Barça salió con línea de 3 en el fondo, Mascherano, Piqué y Umtiti, Sergio Busquets como centrojás, Rafinha por derecha, Neymar por izquierda, Suarez de 9, y en el medio flotando Iniesta, Rakitic y Messi. El PSG, poco importa. En los papeles, 4-3-3. En la cancha, un equipo comprimido en aproximadamente 20 metros y parado al borde de su propia área. Por mérito del Barcelona que no le dejó tocar la pelota en todo el partido (66% de posesión), pero también por propia elección. El PSG mostró desde el primer segundo del partido lo que iba a hacer. Tras el saque inicial no salió a presionar y directamente comenzó esperando al Barça en campo propio. Y el conjunto de Luis Enrique con campo y balón, lo metió contra el arco.

El gol de Luis Suárez a los 3 minutos presagiaba una goleada del Barcelona, que se podía llevar por delante al equipo de Unai Emery. En parte fue así y en parte no. El equipo culé logró que el partido se jugase de mitad de cancha hacia el arco defendido por Trapp, aunque no pudo generar situaciones claras de gol. Muy bien con la pelota hasta el borde del área pero con complicaciones para dar la última puntada. Es entendible, teniendo en cuenta lo que decíamos antes: el PSG estaba comprimido en 20 metros y no dejaba espacios para el juego. Dejó venir al Barcelona hasta prácticamente el borde del área, donde tenia una muralla de 11 jugadores. Lo mejor del Barça se vio en la neutralización de los contragolpes, cerrando espacios hacia adelante. Prácticamente no dejó salir al PSG en el primer tiempo, con una buena actuación de la línea defensiva parada varios metros por delante de la mitad de la cancha. Por momentos diría casi en tres cuartos del campo, ejerciendo una presión perfecta, anticipando todas las salidas del conjunto parisino. Gran partido de Umtiti y Mascherano en esta función.

Cuando parecía que él Barça no podía quebrar la resistencia del conjunto galo, llegó el segundo gol a los 40 minutos, Kurzawa en contra tras un genial taco de Iniesta. Así, 2 a 0 al descanso. 45 minutos más de tiempo para hacer dos goles es una eternidad para el Barcelona. Apenas comenzado el segundo tiempo, al minuto 50, Messi puso el 3 a 0 tras un torpe penal que le hicieron a Neymar. Es verdad que Ney busca el contacto, pero Meunier se tiró de manera bruta y le cruzó todo el cuerpo, prácticamente le cometió el penal con la cabeza a la altura de las rodillas. Cuando parecía que la balanza se inclinaba para los blaugranas, en el minuto 61 Edinson Cavani le rompió el arco a Ter Stegen con un tremendo derechazo que se clavó bien arriba. El Camp Nou enmudeció. El Barcelona acusó el golpe y el PSG pudo haberlo liquidado con dos mano a mano, uno de Cavani que tapó bárbaro Ter Stegen, y otro de Di María que tiró afuera con un disparo horrendo.

Es verdad que esta goleada del Barcelona no fue su mejor partido. Tuvo un buen control del balón y el campo hasta el área rival y ahí tuvo poca claridad para incomodar a Trapp. Aún así marcó 6 goles. Lo más destacable fue la presión y el cierre de espacios hacia adelante de la defensa, para mantener al PSG encajonado contra su propia área. Pero no hubo una gran cantidad de jugadas de gol ni fue un paseo, más allá del resultado. Si se vió un Barcelona que, salvo esos minutos donde el PSG parecía que había liquidado la serie, jugó con el alma y el corazón en los pies. Nunca renunció a la hazaña, nunca se resignó, y así volvió a hacer historia. El Barça tuvo su premio a la ambición, a las ganas de hacer una proeza deportiva, el PSG en cambio, pagó por especular. La estrategia del conjunto de Emery fue replegarse y apostar a no comerse mas de 4 goles, tratando de embocar algún contragolpe. Y le estaba saliendo porque hasta el minuto 88 ganaba 3 a 1 y avanzaba a cuartos de final. Pero el Barcelona es el Barcelona. Neymar clavó un tiro libre al ángulo y en el minuto 90, Ney de nuevo metió el 5 a 1 de penal, esta vez si con polémica. Y llegó el minuto 95 y nuevamente el brasileño, a la salida de un tiro libre, metió el centro que dejará inmortalizado en la historia épica del fútbol a Sergi Roberto como autor del 6 a 1 que le dió la clasificación a los catalanes. Y ahí se desató la locura. En el Camp Nou y en las millones de casas que estaban viendo el partido por televisión.

Goleada del Barcelona y locura

Pocas veces en mi vida vi partidos que generaran tanta emoción a espectadores “neutrales”, partidos tan shockeantes, tan dramáticos, deportivamente hablando. El 7 a 1 de Alemania a Brasil fue uno de ellos. El 5 a 0 del Barcelona de Guardiola al Real Madrid fue otro. Y de características similares al de ayer, la remontada del Manchester City frente al Queens Park Rangers, marcando dos goles en los últimos dos minutos (92 y 94) para ganar el título de la Premier League tras mas de 40 años y dejar sin campeonato al Manchester United. Un poco más atrás en el tiempo, el Liverpool levantó un 0 – 3 a 3 – 3 y le ganó la Liga de Campeones de Europa 2004/05 por penales al Milan. Otra final de Europa, la de la temporada 1998/99, precisamente en el mismísimo Camp Nou, pero con el Manchester United dándole vuelta un partido al Bayern Múnich en los minutos 91 y 93.

Se hablará de la goleada del Barcelona por siempre como el día en el que el mejor equipo de todos los tiempos, logró una remontada histórica, épica. Se hablará por siempre del partido en que el Barcelona necesitaba 3 goles faltando 2 minutos para los 90, y los consiguió. Se hablará por siempre del partido en que el mundo entero del fútbol, gritó el sexto gol del Barcelona como si fuera propio.

© 2017, www.centrojas.com. Todos los derechos reservados. Nos encanta compartir nuestro contenido: si copias algo de este blog, cita la fuente con un enlace completo a nuestro sitio y pon la cuenta de Twitter del autor si existiese. Si lo haces de otra manera te dedicaremos un post.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.